domingo, 24 de mayo de 2009

anormales


Los seres anormales y mutilados, como también los dementes, eran considerados en las culturas antiguas como dotados de poderes extraordinarios, tal como los chamanes de los pueblos primitivos. Toda mutilación se juzga resultado de una compensación y no inversamente. Es decir, para el criterio psicológico, la cualidad excedente sería una sublimación de una deficiencia original.

Para el pensamiento magicorreligioso sucede al revés; las mutilación la anormalidad, el destino trágico, constituyen el pago y el signo de la excelencia en ciertas dotes, especialmente de la facultad profética. Esta es una creencia de carácter universal.

En algunas mitologías, los seres mutilados se relacionan con la luna (fases, rupturas) y se cree en seres míticos lunares con una sola mano o pie, por cuya magia se puede hacer llover, curar enfermedades, etc.

Esta consideración de la anormalidad afecta no solo a los seres animados sino también a los objetos. Los objetos anormales han sido conceptuados por todos los pueblos como particularmente aptos para desviar las influencias malignas. Entre tales objetos se citan: piedras con fósiles, amuletos en forma de manos de seis dedos o de cuatro; almendras dobles; granos de cereales de aspecto extraño etc.



Texto: Diccionario de símbolos. Juan Eduardo Cirlot
Fotografía: Historie of four-footed beats (1607)


13 comentarios:

Titus dijo...

Wotan también cedió un ojo a cambio de su sabiduría. Nunca había pensado en esa compensación por la mutilación como algo común en diversas culturas.

kundry dijo...

Parece que lo de Wotan no fue talmente una cesión voluntaria, sino un accidente al conseguir la rama de fresno.
Klingsor sí que parece que se automutila sus partes nobles para merecer estar entre los elegidos del Grial, y ni siquiera así lo consigue.
Albericht, de alguna manera también se autoinmola abjurando del amor, para conseguir el oro poderoso, aunque luego aparece su hijo Hagen, sin duda fruto de no haber cumplido su promesa...

glòria dijo...

Interesante lo de compensar una carencia con una virtud. A veces me he preguntado porque en música hay tantos artistas ciegos...visto con intención modestamente científica se podría pensar que el mutilado desarrolla otras facultades que no aparecerían si el fuera "normal". ¿Ofreció Cervantes su brazo por el Quijote?
Besos de lluvia, Pilar.

Titus dijo...

Kundry, no había oído nunca eso del accidente con la rama del fresno. Igual lo dicen en algún momento de la tetralogía que se me escapa. Yo me basaba en los mitos nórdicos, en los que Odín (Wōden en dialecto anglo-sajón, Wotan en alto alemán) cede voluntariamente su ojo al gigante Mimir a cambio de poder beber agua de su pozo, en el que se refleja todo el sufrimiento y los problemas que los hombres y los dioses deberían soportar. Bebiendo, Wotan comprende la razón por la que todo este sufrimiento es necesario. De esta forma, el sacrificio del ojo de Wotan representa su voluntad de obtener el conocimiento. No olvidemos que Wotan es el dios supremo gracias a su habilidad diplomática, no a la fuerza, luego el conocimiento que le permite obtener ventaja en las negociaciones bien vale un ojo para él.

javi duque dijo...

ostia q putada lo de klingsor, no?

Josefina dijo...

Lo monstruoso encuentra su origen en la belleza del hombre y lo que éste crea.
Heráclito, filosofo de la Antigüedad Clásica, desarrolló la teoría de que existe una oposición permanente de los contrarios, esto se expresa en la siguiente cita extraída de sus escritos:
“El único mundo verdadero es el mundo de los opuestos en que los contrarios se exigen mutuamente, lo malo hace agradable lo bueno, lo horrible hace agradable lo bello”

Otra vez tema fascinante, Pilar...
Gracias.

pilar dijo...

Jaaaavvviiiiiiii¡¡¡¡¡¡¡¡¡

Barbebleue dijo...

La compensación física es algo fisiológico: la carencia de un sentido agudiza los otros (los ciegos agudizan el oído y el tacto), al igual que una zona infartada genera circulación colateral, o se regeneran tejidos. Las lagartijas desarrollan un nuevo rabo al perderlo; desconozco el caso Klingsor y cómo se compensó...

Las anormalidades también son consideradas malos augurios, y son sacrificadas en el altar del miedo: tenemos por aquí a un negro albino huido de la superstición de su pueblo.

Joaquim dijo...

Barbe, yo creo que hay partes que no se regeneran y a saber cual es la compensación.
virgencita, que me quede como estoy.

Hay que ver criatura, como está el patio

pilar dijo...

y que lo digas Joaquim y que lo digas...

Besos a tod@s y cada uno.

kundry dijo...

Que yo sepa, Wotan, el dios supremo, arranca una rama de un fresno, de cuyas raíces brota un manantial que será el río de la vida. Con su rama quiere hacerse una lanza en la que grabará las "runas" que significarán las leyes en las que basará su poder. La lanza la usará sólo para vencerse a sí mismo, a su voluntad, rompiendo la espada de Sigmundo (su propio y amado hijo) en quien había basado la esperanza de recuperar el poder del anillo...

Por otra parte, Klingsor, pecador por su propia naturaleza, y a la vez envidioso de la espiritualidad de los caballeros del Grial, se automutila para conseguir el estado de los "chicos de Anfortas". Pero como su alma, a pesar de su cuerpo impotente, sigue siendo perversa, se venga intentando por medio de las chicas flor (entre ellas Kundry), que los caballeros sucumban al pecado de la lascivia, y cuando lo consigue roba la lanza de Cristo y hiere con ella a Anfortas.
Perdón por el rollo...

Titus dijo...

Sí, lo de la lanza lo sabía, pero creo que no tiene nada que ver con lo del ojo. En la tetralogía Wagner utiliza elementos que no están explicados en el texto, sino que forman parte de la mitología y se supone que el público ya conoce, como los cuervos de Wotan (aparecen en el Ocaso) o la falta del ojo.

kundry dijo...

De una forma más indirecta, Wotan (el de don Ricardo y su tetralogía), también interviene en la muerte del hijo de su hijo, en la muerte de Siegfried, hijo de Sigmund.
Envía a sus cuervos (Hugginn y Munnin) a revolotear sobre el héroe Sigfrido que da la espalda a Hagen y éste aprovecha para matarlo de forma vil.
Parece que representan a su pensamiento y su memoria y Wotan los usa como emisarios de las noticias del mundo.