miércoles, 8 de diciembre de 2010

Vargas LLosa y el elogio de la lectura



"Inventamos las ficciones para poder vivir de alguna manera las muchas vidas que quisiéramos tener cuando apenas disponemos de una sola.
Sin las ficciones seríamos menos conscientes de la importancia de la libertad para que la vida sea vivible y del infierno en que se convierte cuando es conculcada por un tirano, una ideología o una religión. Quienes dudan de que la literatura, además de sumirnos en el sueño de la belleza y la felicidad, nos alerta contra toda forma de opresión, pregúntense por qué todos los regímenes empeñados en controlar la conducta de los ciudadanos de la cuna a la tumba, la temen tanto que establecen sistemas de censura para reprimirla y vigilan con tanta suspicacia a los escritores independientes. Lo hacen porque saben el riesgo que corren dejando que la imaginación discurra por los libros, lo sediciosas que se vuelven las ficciones cuando el lector coteja la libertad que las hace posibles y que en ellas se ejerce, con el oscurantismo y el miedo que lo acechan en el mundo real. Lo quieran o no, lo sepan o no, los fabuladores, al inventar historias, propagan la insatisfacción, mostrando que el mundo está mal hecho, que la vida de la fantasía es más rica que la de la rutina cotidiana. Esa comprobación, si echa raíces en la sensibilidad y la conciencia, vuelve a los ciudadanos más difíciles de manipular, de aceptar las mentiras de quienes quisieran hacerles creer que, entre barrotes, inquisidores y carceleros viven más seguros y mejor.La buena literatura tiende puentes entre gentes distintas y, haciéndonos gozar, sufrir o sorprendernos, nos une por debajo de las lenguas, creencias, usos, costumbres y prejuicios que nos separan"
.
Del discurso del Nobel Vargas Llosa en la Academia Sueca. Estocolmo 7/12/2010



Fotografía: obra del artista peruano, JuanCollantes.http://www.juancollantes.com/es/

5 comentarios:

CAS dijo...

Todo el discurso me resultó conmovedor. Lo que tú subrayas en particular me lleva a la reflexión y a la modesta coincidencia desde el lugar llano en que estoy. Su visión de su país a la distancia física y de los años...su relación con España...
Lo que significó la conquista de América y lo que no hizo después.
... en fin TODO, para mi es una joyita. un abrazo

Esdedesear dijo...

Me encanta que le hayan dado el Nobel a Vargas Llosa, fui lectora entusiasta de sus primeras incursiones en España, un poco como todos, y es un ejemplo de constancia que admiro, y estoy con él, la lectura es realmente U-topos, ese lugar de libertad donde todo es posible, como él dice hasta lo imposible, que ya es decir. UN beso.

Barbebleue dijo...

"Detesto toda forma de nacionalismo, ideología -o, más bien, religión- provinciana, de corto vuelo, excluyente, que recorta el horizonte intelectual y disimula en su seno prejuicios étnicos y racistas, pues convierte en valor supremo, en privilegio moral y ontológico, la circunstancia fortuita del lugar de nacimiento. Junto con la religión, el nacionalismo ha sido la causa de las peores carnicerías de la historia..."

Pues eso, a ver si aprendemos.

okupa dijo...

"Detesto tota forma de nacionalisme, ideologia-o, més aviat, religió-provinciana, de curt vol, excloent, que retalla l'horitzó intel.lectual i dissimula en el seu si prejudicis ètnics i racistes, ja que esdevé valor suprem, en privilegi moral i ontològic , la circumstància fortuïta del lloc de naixement. Juntament amb la religió, el nacionalisme ha estat la causa de les pitjors carnisseries de la història

okupa dijo...

faltava una cosa...:

Doncs això, a veure si aprenem.