miércoles, 30 de septiembre de 2009

Dr. Pedro Cavadas



El martes 18 de agosto, a las 14,45, el Dr. Pedro Cavadas abordó su mayor reto: el primer trasplante de cara en España, un caso complicado, el de un hombre que no podía hablar, ni tragar, desde hace más de diez años. Tres horas fueron necesarias para extraer el rostro del donante. Quince horas duró el trasplante de cara, el octavo que se practica en el mundo.



Fotografía: La Gioconda, vista parcial, obra de Leonardo da Vinci.

sábado, 26 de septiembre de 2009

finalmente el olvido


Fue aquella mañana. Al levantarse, los colores se habían desvanecido y su imagen se había difuminado...



Al fin, tal como le había asegurado insistentemente su psiquiatra, su recuerdo apenas era nada...





Fotografía: Obra de Gerhard Richter

jueves, 24 de septiembre de 2009

Diego Rivera

A principios del siglo XX en Mexico se preguntaban donde estaba el arte nacional. Las obras realizadas hasta entonces eran las de una nación sometida a ideas extrajeras.

Diego Rivera, Guanajuato 1886-Ciudad de Mexico 1957, pintor, muralista, trabajador inagotable, de ideología comunista y contradictoria personalidad, fue miembro de la generación que haría posible un arte independiente, un arte de profundas raices mexicanas.

Tuvo Rivera una imaginación atrevida, inspirada en la realidad mexicana, que terminó por marcar de forma indeleble, el arte nacional. Su papel fue fundamental en la formación del movimiento más importante que ha tenido el arte en Mexico. Los aspectos políticos y sociales que marcaron su vida, la influencia del padre, los años en Europa, el contacto con la pintura monumental italiana, la revolución Mexicana y Rusa, su militancia política y su relación con la pintora también mexicana Frida Kahlo con la que estuvo casado, nos acercan al pensamiento y a la creación, de uno de los artistas más importantes que ha tenido Mexico.


Fotografía: Autoretrato, Diego Rivera


Dedico esta entrada a mis numerosos visitantes mexicanos, con cariño ¡viva Mexico¡

lunes, 21 de septiembre de 2009

las hijas de Edward Darley



En una pequeña caja de música guardaba sus secretos...




Fotografía: Obra de John Singer Sargent 1882. 221,93 x 222,57. Boston, Museo de Bellas Artes.

miércoles, 16 de septiembre de 2009

un puzzle por cabeza




Era consciente de tener una cierta capacidad para hacer lo contrario de lo que se esperaba de él.


Él mismo, obstinadamente, se llevaba la contraria a diario... en algún determinado momento de su vida, algo había dividido en miles de trozos su proceso mental, que ahora sólo era un puzzle monocromo imposible de montar...





Fotografía: Georg Baselitz






viernes, 11 de septiembre de 2009

nowhere man/ el hombre de ningún sitio



Nowhere man, es este el título de una canción del grupo británico The Beatles grabada en octubre de 1965 , una de las primeras canciones de Lennon, cuyo tema principal no es el amor, si no que marca el inicio de su orientación social incluso filosófica.
Durante la década de los años 60 esta canción se interpretaba como crítica a la pasividad, al conformismo social.
Nowhere man, un hombre de cualquier país, de cualquier lugar, sin opinión, sin compromiso, un hombre gris, que pasa inadvertido en cualquier sitio, sus planes son grises, irrelevantes, egoistas. A pesar de tener el mundo en sus propias narices, es un ciego, que no ve nada más allá que sus propios intereses... pero, todavía hay esperanza, si él quiere, alguien puede echarle una mano...

He´s a real nowhere man

Sitting in his Nowhere Land,

Making all his nowhere plans for nobody.

Doesn't kave a point of view,

Knows not where he's going to,

Isn't he a bit like you and me?

Nowhere Man, please listen,

You don't know what you're missing,

Nowhere Man, the world is at your command.

He's as blind as he can be,

Just sees what he wants to see,

Nowhere Man can you see me at all?

Doesn't kave a point of view,

Knows not where he's going to,

Isn't he a bit like you and me?

Nowhere Man, don't worry,

Take your time, don't hurry,

Leave it all till somebody else lend you a hand.

He's a real Nowhere Man,

Sitting in his Nowhere Land,

Making all his nowhere plans for nobody//




Fotografía: obra de James Rosenquist. Museo de arte moderno,. Centro Georges Pompidou. París

lunes, 7 de septiembre de 2009

the sunset of capitalism / el atardecer del capitalismo



THE SUNSET OF CAPITALISM / EL ATARDECER DEL CAPITALISMO

La historia de la humanidad transcurre por ciclos. Cada ciclo se caracteriza por un modelo social y económico determinado. Tras un largo tiempo, y generalmente cuando surgen nuevos agentes sociales que hacen evolucionar a la sociedad, el sistema, que no estaba preparado para ello, se queda atrás, envejece, se deteriora y muere.

Este proceso puede durar 100 años, a veces más, pero es inevitable. Es tan imparable como el paso del tiempo. Y así le ocurre al sistema capitalista. Está deteriorado, y está envejeciendo a pasos agigantados. Es insostenible y se ha quedado atrás respecto a la revolución tecnológica. Y además es un sistema que acrecienta las desigualdades e injusticias. Se diseñó para enriquecer a unos a costa de empobrecer a otros. El capitalismo está llegando a su inevitable fin en un proceso que quizás ninguno de nosotros lleguemos a ver finalizar, pero que culminará con la consecución de un nuevo modelo social y económico. Cómo sea ese nuevo modelo depende de nosotros.
Londres, una de las capitales financieras del mundo ha sido el escenario de una serie de debates y reuniones acerca de los problemas y causas que afectan al sistema. Con la crisis financiera como punto de partida, el corto documental The sunset of Capitalism ofrece un análisis sobre las herramientas que permiten el funcionamiento del sistema y sobre los problemas que causan en la sociedad.

La videovigilancia, la brutalidad policial y la sociedad Orwelliana a la que los individuos se ven sometidos, son algunos de esos agentes que están deteriorando el capitalismo. Es la historia de una sociedad que se derrumba y que mientras se hunde no para de repetirse: 'hasta ahora, todo va bien'. Una sociedad que se siente como Josef K, ese personaje de la novela de Kafka que una mañana es arrestado sin saber por qué, y al terminar la novela sigue sin conocer los motivos. La angustia es total.

Con la música como elemento conductor del documental, la ciudad de Londres es el escenario; la ciudad enjaulada alberga algo de esperanza y pensamiento disidente. Analistas económicos y políticos plantean alternativas y desenmascaran la verdadera cara de un sistema que nos engaña. Y que a pesar de ser conscientes del engaño, nos conduce a querer seguir siendo engañados cada vez más.

Gareth Pierce, abogada dedicada a los Derechos Humanos deja muy claro cuáles son las intenciones del estado: controlar y hacernos pensar que ese control es necesario para nuestra seguridad. Puede que algunos conozcáis a Gareth por haber representado a ex-presos de Guantánamo, o por representar a la familia de Jean Charles De Menezes, o quizás porque Emma Thompson hizo de ella en la película En el nombre del padre.

La idea que transmite el documental es positiva, hay muchas esperanzas. Estamos en un punto de inflexión en la historia y es un momento idóneo para el cambio.
Tras ver el documental, alguien dijo que estuvo a punto de derramar una lágrima pero que la rabia que sintió fue mayor y pudo con la tristeza. Cómo canalicemos esa rabia y esa tristeza es vital para lo que está por venir. Pero no olvidéis que lo mejor está por llegar. Siempre.


Paz y respeto
Javier Duque





sábado, 5 de septiembre de 2009

gran país, gran paisaje, gran historia



Curiosidad, extrañeza, contrariedad, fascinación, admiración, belleza, voluntad, respeto, añoranza, crispación, inquietud, indignación, cabreo, rebeldía, angustia, cansancio, tristeza, serenidad, esperanza...


Todo esto puede leerse en la cara de los rusos y de las rusas de hoy en día, todo esto y mucho más...

Ha sido un magnifico verano en su compañía. Espero volver.
Fotografía: pfp, Moscú, Torre de la Trinidad en la muralla del Kremlin. Por la puerta de esta torre, entró triunfante Napoleón en 1812 y por ella salió derrotado un mes después.

miércoles, 2 de septiembre de 2009

Boris Godunov. Uglitch

Uglich, pequeña ciudad a orillas del canal Moskova-Volga, a escasos 250km de navegación de Moscú, está ligada a importantes acontecimientos de la historia rusa. En ella, se dice fue asesinado en 1591 el zarevich Dimitri , hijo de Ivan IV conocido históricamente como Ivan el Terrible.

En 1584, a la muerte de Ivan IV, asciende al trono su hijo Feodor I, hombre débil, poco inteligente. Los asuntos de estado pasan inmediatamente a manos de su cuñado Boris Godunov, favorito de Ivan IV, al que había rendido grandes servicios durante su reinado. Durante el reinado de Feodor, hubo rebeliones de boyardos en favor del tercer hijo de Ivan IV, Dimitri, exiliado en la ciudad de Uglich. Muertos Dimitri (en oscuras y violentas circunstancias) y más tarde muerto también su hermano Feodor, Boris Godunov es elegido zar y presentado como tal al pueblo en el monasterios de Novodiviche.

Boris Godunov, responsable de la muerte de Dimitri (al menos, en el drama de igual título de Alexander Pushkin, sobre el que Musorsski, compone el libreto de la ópera del mismo nombre) ocupa el trono de Rusia durante siete años.
Boris muere repentinamente en 1608, torturado se dice, por la culpa en la desaparición del que hubiera debido ser zar de todas las Rusias. Le sucede su hijo Teodoro II que fue violentamente asesinado junto a su madre por un grupo de boyardos partidarios del impostor, Dimitri "el Falso", el cual fue finalmente coronado zar. Su reinado duró a penas un año.

"La historia, -escribió Kostomarov- es en cierto sentido la sagrada escritura de las naciones, el espejo de su existencia y sus hechos, es la placa conmemorativa de sus manifestaciones y sus leyes, el legado de los antepasados a quienes les sucenden, la ampliación y explicación del presente, así como un ejemplo del futuro".

"Pushkin sigue la estela de Shakespeare en el tratamiento trágico del hombre dominado por la ambición de poder, dispuesto a todo para obtenerlo, y cuyas actuaciones se volverán luego en su contra en tres estadios: como culpa, como locura y con la muerte. Boris Godunov -no interesa lo que haya o no de verdad histórica en la versión de Pushkin y Mussorski- es un drama moral y psicológico: el ansia de poder, aunque conduzca al fin a su logro, no produce el disfrute imaginado, porque el precio ha sido, por una parte, la muerte del inocente al que le correspondía, y por otra la amenaza a su integridad física y moral, la angustia persecutoria desde fuera y desde dentro de sí mismo". Carlos Castilla del Pino


Fotografía: pfp. Puerta enrejada en la muralla del monasterio de la ciudad de Yaroslavl